Morales: “No veo que la situación del país tienda a mejorar”

314

El presidente del Comité Nacional de la Unión Cívica Radical, Gerardo Morales, participó de la tradicional sesión anual de la UCR celebrada en la ciudad de Villa Giardino, oportunidad en la cual y con la vista puesta en 2023, planteó el desafío de “construir un radicalismo unido” y sostenido con un “sólido trabajo en territorio para estar al lado de los que más necesitan”, puesto que la situación del país “no tiende a mejorar”.

En este marco, anunció la realización de un congreso nacional de la UCR en Córdoba dentro de tres o cuatro meses para que el partido “siga ganando musculatura dentro de Juntos por el Cambio”.

También confirmó para la semana próxima una reunión de presidentes de las fuerzas partidarias que nutren Juntos por el Cambio, con el propósito de ratificar bases de convivencia respetuosa y armoniosa. Al respecto, puntualizó su decisión de “no lanzar campañas”, porque si bien expresó su voluntad de ser presidente de los argentinos, “la situación del país es muy complicada”.

“No veo que la situación tienda a mejorar en el actual contexto político”, alertó Morales y lamentó la “ineficacia” que caracteriza al gobierno nacional kirchnerista para poner límite al “despilfarro, el populismo y la pérdida del equilibrio fiscal”. “Nada se puede solucionar si hay un gobierno nacional fracturado, con un Frente de Todos en el que uno habla mal del otro”, indicó.

Advirtió que esta situación “genera desesperanza y bronca contra la política”, por eso llamó a “pisar la pelota y pensar», ya que “esto puede arrastrar a los dos frentes políticos más importantes”.

En este sentido, dijo que el radicalismo “tiene que estar de pie, al lado de los más vulnerables, de los informales, de los sectores que crean empleo, de los que producen y los que invierten”.

Señaló que la gente “no quiere saltar al vacío” y que necesita “una fuerza política responsable con un plan serio, federal, desarrollista y productivista”. “Es por ello que hay que tener cuidado de engancharse con la moda hueca e irresponsable de la antipolítica”, resaltó.

Afirmó que llega el tiempo de “grandes transformaciones”, con miras a “devolver la dignidad a la gente, resolver las injusticias, repensar los planes sociales, recuperar la calle y generar trabajo”.

Por otra parte, Morales planteó la necesidad de “hacer autocrítica, mirando hacia adelante, aferrados a los principios fundacionales del radicalismo y de Raúl Alfonsín” y a partir de estos valores “pararnos en términos de tanto mercado como sea posible y tanto Estado como sea necesario”.

Expresó que para avanzar en la transformación propuesta, es menester “salir de la grieta” y remarcó que el camino es “el diálogo y la construcción de consensos”. “Por este motivo conversó con diversas fuerzas políticas, porque estoy convencido de que esta es la forma de construir, pero eso no significa que no quiera un gobernador radical en cada provincia y en el país”, aclaró y convocó a “dar pelea en toda la grilla nacional y sin romper nada, ya que Juntos por el Cambio sigue siendo la herramienta de transformación”.