El concejal Matías Domínguez advirtió sobre la ausencia del estado municipal en diferentes barrios capitalinos

167

En el marco de sus periódicas recorridas por los barrios de la capital jujeña, el concejal justicialista Matías Domínguez visitó días pasados el precario barrio Obrero, cercano a Campo Verde, cuyos vecinos le describieron la precariedad en la que viven desde hace algunos años, sufriendo la postergación y la falta de políticas públicas por parte del Estado provincial y el Ejecutivo municipal. La inexistencia de agua potable y la falta de provisión del líquido elemento es lo más desesperante que les toca experimentar.

El edil peronista tomó notas de los pedidos de los jefes y las jefas de hogar del barrio en cuestión, donde las necesidades son numerosas y las respuestas por parte de las autoridades locales brillan por su ausencia. “Sólo piden la atención del gobierno provincial y comunal para la resolución de situaciones que hacen a la vida diaria del sector, muchas de ellas requieren sólo de la predisposición y voluntad política de nuestros gobernantes”, apuntó.

“Los problemas en este barrio son comunes incluso a los de otros barrios con muchos años de antigüedad y que se encuentran en la periferia de la ciudad, pero aquí se potencian porque la ausencia del Estado es notoria”, indicó, a la vez de señalar que “los vecinos de este lugar sufren a diario la falta de agua, ya que no hay servicio de red y el camión cisterna, por un inconveniente que sufrió a partir de un accidente, dejó de proveerles”.

“Otro de los inconvenientes está dado en el mal estado de las calles que circunscriben al barrio”, detalló Domínguez y agregó que hace falta el trabajo de obras públicas del municipio, para el perfilado, enripiado y nivelado de las mismas. “Es una lucha diaria que tienen estas personas por vivir dignamente, pero no consiguen respuestas oficiales de ninguno de los organismos provinciales y municipales a los que acudieron en busca de soluciones”, relató el edil.

“Estar en territorio, hablar con los vecinos y constatar en el lugar todos los problemas que manifiestan los referentes barriales de diferentes sectores, nos permite hacer un relevamiento y conocer las reales necesidades que tiene nuestra población, para insistir desde nuestra banca, a través del Concejo Deliberante, para que el Ejecutivo municipal brinde soluciones concretas y urgentes a todos reclamos de la gente”, finalizó.